Venezuela feudal o Venezuela descentralizada y próspera: aprendiendo de Alemania

Christina Schröder es ministra de Familia del gobierno de Merkel. Está embarazada y espera a su primera hija en julio. Usualmente trabaja en Berlín, pero va con frecuencia a Wiesbaden, circuito que representa en el Bundestag. Aunque está embarazada, ha realizado algunos viajes por la República. Muestro con una cruz roja los sitios que ella ha visitado desde enero. En esta página Christina coloca la información detallada (en alemán).

Cem Özdemir es uno de los dos co-presidentes de Die Grünen, el partido ecologista que ya tiene un 24% de las intenciones de voto en Alemania. Aquí Cem muestra los sitios que visita y para qué. Pueden ver casi todos los sitios que visitó hasta junio en el mismo mapa. Los señalé con una cruz verde. Cem también viajó a EUA, a Bélgica y a Hungría.

Estos son solo un par de ejemplos. Puedo mostrar unos veinte casos de actividad semejante.

Alemania es más pequeña que Venezuela, aunque en realidad más de un tercio de Venezuela es selva y grandes extensiones en los Llanos tienen muy poca gente. En Venezuela varios millones se concentran en ciudades grandes como Acarigua o Maturín (que los caraqueños consideran "rurales") o chicas como Calabozo y El Tigre (que los caraqueños consideran como selva desierta, aunque tienen cientos de miles de personas).

Incluso los "Hinterbänkler" o diputados "traseros" alemanes que apenas tienen funciones viajan por la República Federal de Alemania más de lo que lo hacen los líderes de nuestros partidos nacionales en Venezuela en un período más largo. Es verdad que viajar por Venezuela es mucho más incómodo. Es verdad que los chavistas se vuelven muy agresivos tan pronto notan que las fuerzas democráticas van a los sitios que ellos creían suyos. Aun así, los políticos venezolanos no están haciendo lo que podrían hacer.

En realidad muchos piensan que solo el "uncido", el que sea electo como candidato a la presidencia, debe realizar esos viajes. No creen que deban tomarse la molestia de viajar tanto si "apenas" van a ser diputados de una región X, ministros o algo así. 

Esa actitud es perjudicial para el país. Si queremos que Venezuela deje de ser un país feudal donde los caudillos de región sean los que den la pauta y donde el flujo de ideas sea mínimo, si queremos que el caudillo nacional deje de hacer solo lo que le da la gana, si queremos que los partidos que gobiernen tengan presente una Venezuela federal, descentralizada, que se desarrolle totalmente, necesitamos pensar y actuar de manera nacional. Necesitamos ir a cada región del país. No hay que ir en paracaídas a las comunidades yanomamö del río Ocamo o a un pueblito de 300 habitantes en las Sierras de San Luís, en Falcón. Pero un grupo - no solo una persona - de cada partido que se crea demócrata y nacional debe hacer los esfuerzos que pueda para ir a los puntos realmente claves - la gente que hay que convencer, no solo la que ya esté con uno - en cada estado de la República de Venezuela.

Ojalá oiga pronto de las visitas que hagan los principales políticos de nuestros partidos nacionales a Punto Fijo y Calabozo, El Tocuyo y Guacara.